BIENVENIDOS

ESTE BLOG NACE PARA CONOCER LOS MALES DE LA DEMOCRACIA, HISTORIAS DE LAS DICTADURAS DEL MUNDO Y SOBRE TODO PARA ANALIZAR LA VIDA Y OBRA DEL DICTADOR RAFAEL LEONIDAS TRUJILLO MOLINA ,QUIEN GOBERNARA LA REPUBLICA DOMINICANA DESDE 1930 HASTA 1961. Para los interesados en el tema y los olvidadizos de sus hechos, aquí están para consultar múltiples artículos escritos por diversas personalidades internacionales y del país. El monopólico poder de este tirano con la supresión de las libertades fundamentales, su terrorismo de Estado basado en muertes ,desapariciones, torturas y la restricción del derecho a disentir de las personas , son razones suficientes y valederas PARA QUE NO SE REPITA SU HISTORIA . HISTORY CAN NOT BE REPEATED VERSION EN INGLES
"EL PASADO ES INDESTRUCTIBLE, TARDE O TEMPRANO VUELVEN LAS COSAS, Y UNA DE LAS COSAS QUE VUELVE ES EL PROYECTO DE ABOLIR EL PASADO"
[ J.L.Borges ]

viernes, 29 de mayo de 2015

El falso nombre de la tumba de Videla


La familia del dictador argentino lo enterró en un cementerio con otro apellido

La lápida que supuestamente guarda los restos de Jorge Videla / RICARDO CEPPI
El dictador argentino Jorge Videla (1976-1981) lleva dos años enterrado en una tumba con nombre falso en un cementerio privado del Gran Buenos Aires (periferia de la capital). Su familia quería enterrarlo en el panteón en el que están sus antepasados en su ciudad natal, Mercedes (100 kilómetros al oeste de Buenos Aires), pero desistieron por las protestas ciudadanas ocurridas allí días después de su muerte. El periódico ‘Clarín’ publicó este miércoles que empleados del cementerio Memorial del municipio de Pilar señalaron que Videla se encuentra enterrado allí bajo una lápida que dice “Familia Olmos”, aunque el propietario de esa parcela, un militar condecorado por el tirano, no confirmó la información.
Videla murió el 17 de mayo de 2013 a los 87 años en el baño de su celda en la prisión de Marcos Paz (51 kilómetros al sudoeste de Buenos Aires). Había sido condenado en varios juicios por secuestros, torturas, asesinatos y desapariciones en el régimen más sanguinario que sufrió Argentina. Otros 562 responsables del terrorismo de Estado de aquellos años también fueron condenados por la justicia de este país.
Poco después de la muerte de Videla, un juez inició una investigación sobre sus causas. El cuerpo del dictador permaneció entonces seis días en la morgue hasta que fue entregado a su viuda y sus seis hijos vivos (un séptimo ya murió). El abogado de la familia, Adolfo Casabal, anunció por aquellos días que lo enterrarían en Mercedes y entonces cientos de militantes de izquierdas se manifestaron allí en contra de que esa ciudad de 63.000 habitantes y ligada a la producción agrícola acogiera los restos. También alzaron sus voces políticos y defensores de los derechos humanos de Mercedes. Por eso los Videla optaron por enterrerarlo en Pilar en una ceremonia secreta de la que participó solo una decena de personas. El abogado Casabal explicó que lo sepultaron en una tumba sin su nombre para evitar que el cadáver fuera profanado por "filoterroristas".
Empleados del cementerio identificaron a 'Clarín' la supuesta tumba de Videla
La familiar del dictador pidió desde un principio la autorización para cremar su cuerpo, pero el juzgado que investiga los motivos de su muerte aún no lo ha librado. No se han difundido los motivos del retraso. Mientras tanto, el cuerpo de Videla sigue enterrado en una tumba del cementerio Memorial. Hasta allí marchan militantes de los derechos humanos de Pilar cada 24 de marzo, el día en que se recuerda el golpe de Estado que encabezó Videla contra el Gobierno de Isabel Perón (1974-1976).
“Aquí está, pero no figura con su nombre”, señaló la tumba un empleado del cementerio a un periodista de ‘Clarín’, Enrique La Hoz Velarde. “El bloque de granito no tiene ni flores ni rastros de haberlas tenido en los últimos meses. Lo primero que alcanza a leerse es una inscripción en la parte central: Familia Olmos”, cuenta el periódico. “El propietario del terreno, Florencio Alberto Olmos, se ataja: ‘Tengo una parcela a nombre de mi familia en esa ubicación, pero ningún Videla está enterrado ahí, salvo que lo hayan puesto sin mi permiso’”, añade 'Clarín'. Videla dirigía el Colegio Militar cuando Olmos se graduó y después lo condecoró, lo ascendió, lo nombró secretario de la Gobernación de la provincia norteña de Salta y lo envió como diplomático a España. “¿Entonces Videla no está enterrado en esa parcela?”, insistió ‘Clarín’. “Lo desconozco. Quizá se hizo entre gallos y medianoche”, respondió Olmos.

jueves, 28 de mayo de 2015

Guerra entre caudillos


Por Marisol Vicens Bello. 28 de mayo de 2015 - 1:40 pm -
marisol

Marisol Vicens Bello

Socia de Headrick Rizik Alvarez & Fernández desde el año 2000. Miembro del Comité Ejecutivo del CONEP, Asesora legal de la Asociación de Industrias de la República Dominicana (AIRD). Fue presidente de COPARDOM y de la Asociación Nacional de Jóvenes Empresarios (ANJE).
A tan solo 5 años de una reforma constitucional impulsada por el PLD, en ese momento bajo el liderazgo de Leonel Fernández, el presidente de la República Danilo Medina y nuevo líder de ese partido ha optado por el camino de reformar la Constitución para poder reelegirse, lo que ha ocasionado un aguerrido enfrentamiento entre estos dos líderes.
El debate está contaminado con la pasión y como siempre sucede ha encontrado defensores y detractores de las tesis que convienen a ambas partes.
Pero no debemos dejarnos confundir, no se trata de un asunto legal, ni siquiera político, se trata de una lucha entre dos caudillos en un mismo partido por controlar el poder, quienes mueven como peones las fichas del Congreso, y si 27 senadores ayer promovieron la reelección por segunda vez consecutiva de uno, 27 podrían estar dispuestos ahora a promover la reelección del otro.
…un referendo aprobatorio podría convertirse en un enorme e inútil gasto público, debido al clientelismo que se utilizaría para lograr su aprobación
La ambición y el ego de nuestros caudillos han marcado negativamente nuestra historia, debilitando las instituciones y haciendo que las decisiones de la Nación en vez de ser tomadas por el interés general, lo sean por los caprichos de los líderes de turno.
Lamentablemente este caudillismo ha encontrado siempre apoyos populares gracias al clientelismo y no solo entre los más vulnerables sino también entre los más poderosos política, económica y socialmente, a cambio de todo tipo de beneficios o, por el temor de que cualquier oposición perjudique o ponga en riesgo sus intereses. Por eso un referendo aprobatorio podría convertirse en un enorme e inútil gasto público, debido al clientelismo que se utilizaría para lograr su aprobación.
Lejos de centrar el debate en una discusión legal estéril, lo que debería estarse discutiendo es cómo una Constitución que fue exaltada como moderna y democrática, tiene carencias fundamentales que permiten una total laxitud para reformarla, dado que expresamente el liderazgo político quería seguir teniendo carta abierta para hacerlo; por eso ni incluyeron mayoría especial para la aprobación de la ley de convocatoria, ni referendo obligatorio para poder modificar este aspecto de la Constitución, como si lo hicieron con otros como el régimen de la moneda y la banca.
Peor aún, cualquier modificación que se quisiera realizar para modificar los procedimientos de reforma instituidos en la Constitución, requerirá de la ratificación mediante referendo, por lo que sí se ocuparon de “blindar” la laxitud convenida expresamente en la Constitución vigente.
Si de verdad quisiéramos defender el orden constitucional y fortalecer nuestras instituciones deberíamos rechazar que la Constitución sea modificada a la merced de las ambiciones políticas y no dejarnos arrastrar por esta lucha de egos por mantener un caudillismo que cercena la separación de poderes, castra los liderazgos y reduce nuestras instituciones a ser presas de su control.
Esta reforma constitucional solo se hará posible conquistando votos a toda costa y asegurando candidaturas a senadores, diputados, alcaldes y regidores que no merecen ser re postulados, así como de mantener todo un aparato gubernamental desgastado, inoperante y excesivo.
Si no queremos que esto suceda y que se siga resquebrajando nuestra débil institucionalidad, no nos dejemos envolver en una lucha donde no hay ni malos ni buenos, sino ambición de retener un poder que a la larga, sin instituciones fuertes, acabará viciando a los que hoy percibamos como buenos.

Por la libertad de expresión


16-1-585941.jpg
Ji Seong-ho, desertor de Corea del Norte, interviene en el foro de Oslo, en los que se habló especialmente de Cuba, Venezuela y Rusia.Foto: EFE
El Oslo Freedom Forum abrió ayer sus puertas en la capital noruega, una cita anual que pretende ser una cumbre mundial que reúna y dé la palabra a los defensores de las libertades y los derechos humanos, llegados de países como Cuba, Venezuela, Rusia o Corea del Norte.
El foro, que este año alcanza su séptima edición, se centra “en aquellos lugares donde es imposible hacer una protesta: está siendo silenciada o atacada”, en palabras de su fundador, Thor Halvorssen.
Cuba y Rusia estuvieron muy presentes en la apertura del evento, en la que el ex campeón mundial de ajedrez y opositor ruso Garry Kaspárov alertó sobre la importancia de llegar también a aquellos que nunca han experimentado la “dictadura” para que comprendan la importancia de crecer sin libertades.
Pese a su ausencia, o precisamente por ella, uno de los protagonistas de la cita es Danilo Maldonado, grafitero cubano conocido como “el Sexto” que está detenido desde diciembre por sus críticas a Fidel y Raúl Castro, y uno de los ganadores del premio Václav Havel a la disidencia creativa 2015. “El Sexto no puede estar aquí porque está en la cárcel. ¿Por qué? Porque dibujó dos cerdos, uno llamado Fidel y el otro llamado Raúl”, relató Kaspárov. Apuntó que, sin embargo, lo que realmente ha motivado la detención del artista es que, al hacer una analogía entre los hermanos Castro y los personajes porcinos de Rebelión en la Granja de George Orwell, ha “expuesto la naturaleza de un régimen totalitario”.
“El Sexto” forma parte de la “generación de relevo” que Halvorssen persigue reunir en el Oslo Freedom Forum con aquellas figuras históricas que “de una manera pacífica, utilizando sólo palabras, lograron desnudar y acribillar a esas dictaduras, verdaderamente mover los cimientos de esas dictaduras de tal modo que cambiaron la historia”.
“Vamos a reunirlos a todos en un lugar, no importa la ideología y la política que uno tenga siempre que sea aferradas a las ideas de la no-violencia y de las libertades democráticas”, explicó Halvorssen.
Otro de los países latinoamericanos que más presente está en el evento es Venezuela, país de origen de Halvorssen y de una de las invitadas: la viñetista Rayma, que protagoniza uno de los paneles sobre libertad de expresión tras ser despedida de diario El Universal por publicar una imagen utilizando la firma del fallecido presidente Hugo Chávez.
“Venezuela es el primer Estado fallido del siglo XXI. Un país que tiene todos los recursos, todo el dinero, una población formada y ya ha pasado a ser un narco-Estado”, lamentó Halvorssen.
Halvorssen dijo que, entre otras cuestiones, la raíz del problema de los asilados y los emigrantes forzados no es la pobreza, “que es un resultado de las propias dictaduras”, sino la falta de libertad y la deriva totalitaria que emprenden algunos países.
Sobre dictadores también habló el genio del ajedrez en referencia a su tierra, Rusia, en una entrevista en la que advirtió de que el aumento de las tensiones entre Moscú, Europa y Estados Unidos está derivando en “una especie de nueva guerra fría”.
Kaspárov señaló que el presidente ruso, Vladímir Putin, es “un dictador que es como un depredador” que tras los conflictos armados en Georgia y, más recientemente, Ucrania” ya ha probado la sangre y no va a parar”.
El ajedrecista, que anunció su retirada del juego ciencia en 2005 para unirse al movimiento prodemocracia en Rusia, destacó que se ofrezca lo que se le ofrezca a Putin “no puede parar porque, en el momento que pare, se verá como débil a los ojos de los rusos. Europa tiene que entender que mientras Putin esté en el poder, no habrá paz en Europa”, aseguró.
Por María Tejero
(EFE)

Arrestan a irrespetuoso de los Padres de la Patria y las hermanas Mirabal



Ultima Actualización: miércoles, 27 de mayo de 2015
Arrestan joven Puertoplateño que por las redes irrespetó a los padres de la patria y las hermanas Mirabal


PUERTO PLATA.-  Oficiales de la Dirección Central de Investigaciones Criminales (DICRIM) de la Policía Nacional, apresaron al nombrado Robert Steven Durán Rosario (Wilson Plá), quien hace poco públicó en las redes sociales un video donde irrespeta a los padres de la patria y profirió obscenidades e insultos contra las Hermanas Mirabal.
Este antisocial fue hecho preso el martes en horas de la noche cuando fue sorprendido en su residencia del sector Los Sufridos, ubicado en la parte sur de esta ciudad, y al ser cuestionado por los reporteros, pues se defendió como un gato patas arriba alegando que supuestamente ese video forma parte de un relato (película) que estaba grabando y que desconocidos le robaron la cámara subiendo el contenido al internet.
Testigos oculares indicaron que el tal Wilson Plá al momento de ser arrestado por los agentes policiales y funcionarios judiciales, no opuso resistencia y confesó que ya está cansado de correr hasta el punto de que él mismo se montó en la patrulla que lo condujo detenido hasta la Dirección Regional Norte de la Policía Nacional en esta ciudad.
En torno al apresamiento del osado joven se han generado muchos comentarios ya que en el mismo video donde irrespeta a los próceres de la República Dominicana e irrespeta la memoria de la heroínas Patria, Minerva y María Teresa Mirabal, en una actitud amenazante, pues desafiaba a las autoridades ya que había afirmado que la emprendería a tiros a quien fuera a buscarlo.
Pero al parecer, dicho sujeto tras ser capturado depuso de su actitud original ya que en este caso se cumple el popular refrán: “No es lo mismo llamar al Diablo que verlo llegar” y en las próximas horas será presentado ante los tribunales de justicia donde se le impondrá una medida de coerción por el ilícito penal cometido.

martes, 26 de mayo de 2015

Los nuevos dictadores mandan con puño de terciopelo



 / La Patilla /

La imagen estándar de una dictadura es un gobierno sostenido por la violencia. En los sistemas totalitarios del siglo XX, los tiranos como Stalin, Hitler y Mao asesinaron a millones en nombre de ideologías extrañas.Hombres fuertes como Mobutu Sese Seko en Zaire dejaron rastros de sangre.

Pero en las últimas décadas, una nueva marca de gobierno autoritario ha evolucionado y está mejor adaptado a la era de los medios de comunicación global, la interdependencia económica y la tecnología de la información. Los dictadores “suaves” concentran el poder, reprimen a la oposición, eliminando los controles y equilibrios, mientras hacen uso de casi cualquier violencia.

Estos líderes no liberales – Alberto K. Fujimori de Perú, Vladimir V. Putin de Rusia, Viktor Orban de Hungría, Recep Tayyip Erdogan de Turquía, Mahathir Mohamad de Malasia y Hugo Chávez de Venezuela – amenazan con cambiar el orden mundial a su imagen, sustituyendo los principios de la libertad y la ley con el cinismo y la corrupción. Los países de Occidente tiene que entender cómo es que estos regímenes funcionan y cómo enfrentarlos.

Algunos regímenes sangrientos o ideológicos se mantienen – como en Siria y Corea del Norte – pero el balance ha cambiado. En 1982, el 27 por ciento de las no democracias ejecutó asesinatos en masa. Para el año 2012, sólo el 6 por ciento lo hizo. En el mismo período, la participación de las no democracias sin legislatura elegida cayó a 15 por ciento desde el 31 por ciento.

Este cambio radical pudo haber comenzado con Lee Kuan Yew de Singapur, que combinó las instituciones parlamentarias con un estricto control social, detenciones políticas ocasionales y demandas frecuentes para acorralar a la prensa – pero también instituyó políticas de negocios amigables que ayudaron a impulsar un crecimiento astronómico.

Los nuevos autócratas a menudo obtienen el poder a través de elecciones razonablemente justas. Chávez, por ejemplo, ganó en 1998 en lo que los observadores internacionales llamaron una de las elecciones más transparentes de la historia de Venezuela.

Los altos índices de aprobación son el camino más expedito para el dominio del terror. El Sr. Erdogan aprovechó su popularidad para modificar la Constitución por referéndum y anular al Tribunal Constitucional de Turquía.

Los nuevos autócratas usan la propaganda, la censura y otros trucos basados en la información para inflar sus calificaciones y para convencer a los ciudadanos de su superioridad sobre las alternativas disponibles. Ellos pregonan un resentimiento antioccidental amorfo: El Sr. Orban de Hungría se burló de Europa, de sus “políticas correctas” y su disminución de la competitividad, mientras solicitaba ayuda a la Unión Europea para el desarrollo de su país.

Cuando sus economías van bien, tales líderes captan a críticos potenciales con recompensas materiales. En tiempos difíciles, ellos usan la censura. Los nuevos autócratas sobornan a los propietarios de los medios de comunicación con los contratos publicitarios, amenazan con demandas por difamación, y animan a los inversores aliados del régimen a adquirir medios críticos.

Dominan internet bloqueando el acceso a sitios web independientes, usan la contratación de “trolls” para inundar las páginas con comentarios a favor del régimen y pagan a hackers para vandalizar portales de noticias en línea de la oposición.

Las nuevas dictaduras conservan un bolsillo de oposición democrática para simular competencia. Las elecciones demuestran la popularidad del jefe. En Kazajstán, el presidente Nursultan Nazarbayev, fue recientemente reelegido con el 97,7 por ciento de los votos.

La tecnología de publicidad que se ideó para vender carros Ford y latas de Pepsi se vuelve a aplicar. Putin contrató a una empresa occidental de relaciones públicas de primera, la Ketchum, para que cabildeara por los intereses del Kremlin en Occidente. Otros reclutan a ex líderes occidentales como consultores – El Sr. Nazarbayev, por ejemplo, contrató a Tony Blair – o hacen donaciones a sus fundaciones.

Por encima de todo, los nuevos autócratas usan la violencia con moderación. Esta es su innovación clave. Hitler tomó el crédito por la liquidación de los enemigos. Mobutu ahorcaba a sus rivales ante grandes audiencias, mientras que Idi Amin de Uganda alimentaba cocodrilos con los cuerpos de sus víctimas. Asumir la responsabilidad era parte de la estrategia: Esto asustó a los ciudadanos.

Los nuevos autócratas no son aprensivos – pueden reprimir brutalmente a separatistas o a un grupo de manifestantes desarmados. Pero la violencia revela la verdadera naturaleza del régimen y a los partidarios los convierte en adversarios. Los dictadores de hoy niegan cuidadosamente cualquier complicidad cuando son asesinados activistas de la oposición o periodistas. Tome el caso de que el ex presidente de Ucrania, Leonid Kuchma. Una cinta en la cual ordenaba el secuestro de un periodista, Georgy Gongadze, que más tarde fue encontrado muerto, ayudó a alimentar la Revolución Naranja de 2004, que llevó a los rivales del Sr. Kuchma al poder.

Y la violencia no es sólo costosa – es innecesaria. En cambio, los nuevos autoritarios inmovilizan a sus rivales políticos con procedimientos judiciales sin fin, interrogatorios y otras formalidades legales. No hay necesidad de crear mártires cuando uno puede derrotar a los oponentes haciéndoles perder su tiempo. Agentes de Putin han empezado numerosos casos penales contra el líder de la oposición Aleksei A. Navalny: Ha sido acusado de defraudar a una compañía de cosméticos francesa, de robo de madera e interrogado sobre la muerte de un alce.

Los países de Occidente primero debe abordar su propio rol de permitir estos autócratas. Hacer cabildeo para los dictadores debe considerarse una infracción grave de la ética empresarial. Las democracias occidentales deben proporcionar transmisiones de noticias objetivas en lengua nativa para contrarrestar la propaganda y la censura. Y debido a las dictaduras basadas en la información son susceptibles a las presiones de la modernización y fracasos económicos inevitables, necesitamos paciencia.

Además de la propaganda, los ciudadanos obtienen información por sus cheques de pago – en el idioma ruso, que pueden elegir entre “la televisión o el refrigerador”

———−

Este artículo fue escrito por  Sergei Guriev  quien es profesor de economía en Sciences Po, París y por  Daniel Treisman  quien es profesor de ciencias políticas en la Universidad de California en Los Ángeles.

Publicado originalmente en idioma inglés en el New Yor Times como  The New Dictators Rule by Velvet Fist   Traducción libre por lapatilla.com



Con Información de La Patilla

www.entornointeligente.com

Visite tambien www.mundinews.com | www.eldiscoduro.com | www.tipsfemeninos.com | www.economia−venezuela.com | www.politica−venezuela.com | www.enlasgradas.com | www.cualquiervaina.com | www.espiasdecocina.com | www.videojuegosmania.com

Síguenos en Twitter @entornoi 

sábado, 23 de mayo de 2015

El colombiano que combatió la arquitectura de Hitler


Inspirado en las construcciones imperiales del Tercer Reich, el artista Édgar Guzmanruiz logró un espacio en Berlín para exponer su obra
Por: mayo 22, 2015
 
El colombiano que combatió la arquitectura de Hitler


Cercado por las tropas rusas, Hitler y su arquitecto, Albert Speer, veían que la maqueta de la nueva Berlín saldría de entre las ruinas de la guerra. La cancillería estaría enmarcada por una gran cúpula desde donde el Führer llevaría las riendas del mundo. En la ciudad se extenderían edificios monumentales, llenos de columnas y águilas imperiales que recordarían los magníficos excesos de la civilización egipcia o romana. La mayoría de estos planos, bocetos y maquetas, fueron devorados por el fuego, los pocos que sobrevivieron fueron revisados por el artista colombiano Édgar Guzmanruiz para representar su obra ‘Mito de Germania: visión y crimen’, el nombre con el que bautizó la exhibición permanente en Berliner Unterwelten e.V, una asociación dedicada a la investigación y documentación de estructuras subterráneas en Alemania.
El artista, más allá de querer relucir los viejos borradores que, a los ojos de los alemanes solo revuelven un pasado del que prefieren no acordarse, su obra habla del poder de la arquitectura, y de cómo el líder nazi quería dominar, también, a través de esta. Algo que no puede aguantar una dictadura es ver que hay algo que se sale de su control, y por eso Hitler, con la dirección de Albert Speer, decidió emprender un plan para nivelar la ciudad desde las construcciones y juntos elaboraron los planos de Germania, la ciudad del líder nazi. Aunque la tarea era sacarlos del papel, estos documentos estuvieron enterrados hasta hace dos años cuando Guzmanruiz los hizo públicos.
Foto: tomada de berliner-unterwelten.de
Foto: tomada de berliner-unterwelten.de
Según el artista, la idea de los nazis era aplicar las estructuras de ciudades clásicas, por su simetría, y que fueran equiparables a las grandes capitales soberanas como Roma y París, que hicieran posible un dominio por medio de edificaciones uniformes. Aquí la guerra también jugaba un papel importante porque primero era necesario destruir para luego erigir las idealizadas construcciones. Sin embargo, y para fortuna de muchos, las pocas edificaciones que empezaron a ejecutarse terminaron en ruinas, aunque algunas sirven hoy como atractivo turístico.
Lo que el artista refleja en sus maquetas es la manera en la que la arquitectura de la Alemania de hoy, sin querer, ha terminado por incorporarse en las construcciones que Hitler imaginaba, y por eso Guzmanruiz creó el ‘Modelo de superposición Germania – Berlín’, elemento angular de su obra, en donde el colombiano prueba que algunos de los edificios construidos después de 1945 surgieron de los mismos escenarios soñados por Hitler. Su propuesta compara la realidad de ese pasado con la de hoy para demostrar la estrecha relación que, sin querer, termina habiendo entre ellas.

jueves, 21 de mayo de 2015

La arqueología del populismo

Parecería impensable que, en un vuelco paradójico de la historia, España opte ahora por un modelo arcaico que en Iberoamérica está por caducar. Es mucho

lo que la Transición logró: democracia, Estado de derecho


ENRIQUE FLORESpueblo”, anuncia el amanecer de la historia, promete el cielo en la tierra. Cuando llega al poder, micrófono en mano decreta la verdad oficial, desquicia la economía, azuza el odio de clases, mantiene a las masas en continua movilización, desdeña los parlamentos, manipula las elecciones, acota las libertades. Su método es tan antiguo como los demagogos griegos: “Ahora quienes dirigen al pueblo son los que saben hablar… las revoluciones en las democracias... son causadas sobre todo por la intemperancia de los demagogos”. El ciclo se cerraba cuando las élites se unían para remover al demagogo, reprimir la voluntad popular e instaurar la tiranía (Aristóteles, Política V). En América Latina, los demagogos llegan al poder, usurpan (desvirtúan, manipulan, compran) la voluntad popular e instauran la tiranía.
Esto es lo que ha pasado en Venezuela, cuyo Gobierno populista inspiró (y en algún caso financió) a dirigentes de Podemos. Se diría que la tragedia de ese país (que ocurre ante nuestros ojos) bastaría para disuadir a cualquier votante sensato de importar el modelo, pero la sensatez no es una virtud que se reparta democráticamente. Por eso, la cuestión que ha desvelado a los demócratas de este lado del Atlántico se ha vuelto pertinente para España: ¿por qué nuestra América ha sido tan proclive al populismo

Lamejor respuesta la dio un sabio historiador estadounidense llamado Richard M. Morse en su libro El espejo de Próspero (1978). En Iberoamérica —explicó— subyacen y convergen dos legitimidades premodernas: el culto popular a la personalidad carismática y un concepto corporativo y casi místico del Estado como una entidad que encarna la soberanía popular por encima de las conciencias individuales. En ese hallazgo arqueológico está el origen remoto de nuestro populismo.
El derrumbe definitivo del edificio imperial español en la tercera década del siglo XIX —aduce Morse— dejó en los antiguos dominios un vacío de legitimidad. El poder central se disgregó regionalmente fortaleciendo a los caudillos sobrevivientes de las guerras de independencia, personajes a quienes el pueblo seguía instintivamente y que parecían surgidos de los Discursos de Maquiavelo: José Antonio Páez en Venezuela, Facundo Quiroga en Argentina o Antonio López de Santa Anna en México. (Según Octavio Paz, el verdadero arquetipo era el caudillo hispano árabe del medioevo).
La tragedia de Venezuela bastaría para disuadir a cualquier votante sensato de importar el modelo
Pero la legitimidad carismática pura no podía sostenerse. El propio Maquiavelo reconoce la necesidad de que el príncipe se rija por “leyes que proporcionen seguridad para todo su pueblo”. Según Morse, nuestros países encontraron esa fuente complementaria de legitimidad en la tradición del Estado patrimonial español que acababan de desplazar. Si bien las Constituciones que adoptaron se inspiraban en las de Francia y EE UU, los regímenes que se crearon correspondían más bien a la doctrina política neotomista formulada (entre otros) por el gran teólogo jesuita Francisco Suárez (1548-1617).
La tradición neotomista —explicó Morse— ha sido el sustrato más profundo de la cultura política en Iberoamérica. Su origen está en el Pactum Translationis: Dios otorga la soberanía al pueblo, pero este, a su vez, la enajena absolutamente (no sólo la delega) al monarca. De ahí se desprende un concepto paternal de la política, y la idea del Estado como una arquitectura orgánica y corporativa, un “cuerpo místico” cuya cabeza corresponde a la de un padre que ejerce a plenitud y sin cortapisas la “potestad dominadora” sobre el pueblo que lo acata y aclama. Este diseño tuvo aspectos positivos, como la incorporación de los pueblos indígenas, pero creó costumbres y mentalidades ajenas a las libertades y derechos de los individuos.
Varios casos avalan esta interpretación patriarcal de la cultura política iberoamericana en el siglo XIX: el último Simón Bolívar (el de la Constitución de Bolivia y la presidencia vitalicia), Diego Portales en Chile (un republicano forzado a emplear métodos monárquicos) y Porfirio Díaz en México (un monarca con ropajes republicanos). Y este paradigma siguió vigente durante casi todo el siglo XX, pero adoptando formas y contenidos populistas. En 1987, Morse escribía: “Hoy día es casi tan cierto como en tiempos coloniales que en Latinoamérica se considera que el grueso de la sociedad está compuesto de partes que se relacionan a través de un centro patrimonial y no directamente entre sí. El Gobierno nacional funciona como fuente de energía, coordinación y dirigencia para los gremios, sindicatos, entidades corporativas, instituciones, estratos sociales y regiones geográficas”.
En los albores del siglo XXI resuenan voces liberales opuestas al mesianismo político
En el siglo XX, inspirado en el fascismo italiano y su control mediático de las masas, el caudillismo patriarcal se volvió populismo. Getulio Vargas en Brasil, Perón en Argentina, algunos presidentes del PRI en México se ajustan a esta definición. El caso de Hugo Chávez (y sus satélites) puede entenderse mejor con la clave de Morse: un líder carismático jura redimir al pueblo, gana las elecciones, se apropia del aparato corporativo, burocrático, productivo (y represivo) del Estado, cancela la división de poderes, ahoga las libertades e irremisiblemente instaura una dictadura.
Algunos países iberoamericanos lograron construir una tercera legitimidad, la de un régimen respetuoso de la división de poderes, las leyes y las libertades individuales: Uruguay, Chile, Costa Rica, en menor medida Colombia y Argentina (hasta 1931). Al mismo tiempo, varias figuras políticas e intelectuales del XIX buscaron cimentar un orden democrático: Sarmiento en Argentina, Andrés Bello y Balmaceda en Chile, la generación liberal de la Reforma en México. A lo largo del siglo XX, nunca faltaron pensadores y políticos que intentaron consolidar la democracia aun en los países más caudillistas o dictatoriales (el ejemplo más ilustre fue el venezolano Rómulo Betancourt). Y en los albores del siglo XXI siguen resonando voces liberales opuestas al mesianismo político y al estatismo (Mario Vargas Llosa en primer lugar).
Esta tendencia democrática (liberal o socialdemócrata) está ganando la batalla en Iberoamérica. El populismo persiste sólo por la fuerza, no por la convicción. La región avanza en la dirección moderna, la misma que aprendió hace casi cuarenta años gracias a la ejemplar Transición española. Parecería impensable que, en un vuelco paradójico de la historia, España opte ahora por un modelo arcaico que en estas tierras está por caducar. A pesar de los muchos errores y desmesuras, es mucho lo que España ha hecho bien: después de la Guerra Civil y la dictadura, y en un marco de reconciliación y tolerancia, conquistó la democracia, construyó un Estado de derecho, un régimen parlamentario, una admirable cultura cívica, una considerable modernidad económica, amplias libertades sociales e individuales. Y doblegó al terrorismo. Por todo ello, un gobierno populista en España sería más que un anacronismo arqueológico: sería un suicidio.

REPRESENTATION OF BLACKNESS IN DOMINICAN SOCIETY

EL MERENGUE Y TRUJILLO

CUENTO SOBRE LA DICTADURA DE TRUJILLO

Cuento de Jairon Francisco CALLE 5 DETRAS DE UNA VENTANA

COMUNICACION Y PRENSA EN LA DICTADURA DE TRUJILLO

POESIA EN LA DICTADURA